La reacción en contra de las declaraciones del titular de la cartera de educación fue un sentir compartido, especialmente por la comisión de educación de la Asociación Chilena de Municipalidades (AChM).

Hace algunos días el Ministro de Educación, Raúl Figueroa,realizó una serie de declaraciones referida a las clases presenciales, una de las principales estrategias que ha promocionado el Gobierno en este periodo de emergencia sanitaria. La iniciativa dice referencia con cancelar las subvenciones municipales, en vista de la baja participación de estudiantes en clases en aula. La declaración generó repercusiones en la mayoría de los alcaldes del país y también en la región de Coquimbo.

En este sentido las declaraciones no pasaron inadvertidas, sus palabras sugieren la posible cancelación de la subvención municipal, la máxima autoridad en materias de educación señaló, «la subvención se ha seguido pagando y no ha dejado de pagarse durante todo este tiempo de pandemia. Analizaremos más adelante si es necesario tomar alguna medida para que los sostenedores municipales cumplan a cabalidad con la obligación de llevar la educación de forma presencial».

La repercusión de estas declaraciones no se dejaron esperar, la Asociación Chilena de Municipalidades fue el primer organismo en manifestarse en contra, esto de parte delpresidente de la Comisión de Educación de la AChM, Bernardo Vásquez, alcalde de Pelarco. La autoridad edilicia planteó un posible desarrollo de medida, “¿Qué pasa si los apoderados no mandan a sus hijos a clase por razones sanitarias? ¿No vamos a recibir subvención? Y si los municipios, los sostenedores, no tenemos subvención, lo que va a significar es cerrar definitivamente los colegios».

En el caso de la región, el presidente de la Asociación de Municipios de la Región de Coquimbo (AMRC) y alcalde de Vicuña, Rafael Vera Castillo rechazó categóricamente las declaraciones de la autoridad del MINEDUC, catalogando la declaración como una amenaza explícita, “que se ha equivocado, todos incluyéndolo a él, estamos preocupados por la educación de los pequeños. Parece que el ministro, durante estos 14 meses no se ha dado cuenta que estamos viviendo los momentos más duros, no debe ser este el momento de volver a clase. Estas amenazas son propias de los gobiernos dictatoriales, invitamos al ministro al diálogo, que se acerque a conversas, si tenemos que esperar un par de meses más, lo hagamos por el bienestar de nuestros niños”.

En cuanto a lo que significa la cancelación de la subvención municipal, el Presidente de la AMRC, Rafael Vera, detalló los argumentos de por qué es una mala iniciativa, “la comuna de Vicuña, al igual que todas las comunas de la región, recibimos subvención por todos los colegios municipalizados, en este caso son 19 establecimientos, los que evidentemente necesitan sus recursos y los sueldos para su trabajo. Esta extorsión que se pretende hacer es un quiebre en la discusión, que si el ministerio no tiene dinero para las subvenciones que lo diga, pero que no realicen estas amenazas”.

A la fecha, una serie de alcaldes reafirmaron su rechazo frente a las declaraciones del ministro Raúl Figueroa, firmando una carta donde exigen rectificación de la información entregada; mientras tanto, el colegio de Profesores a nivel nacional solicita acusación constitucional para el ministro de la cartera educativa, proceso que emplaza a las y los parlamentarios en ejercicio.