La idea es detectar mediante este diagnóstico, posibles falencias y reforzar aquellas medidas que se han estado haciendo de buena manera.

41 preguntas del instructivo comunal “Identificación de los factores subyacentes del riesgo de desastres” fue la que debieron responder un grupo de funcionarios municipales entre jefes de servicio y encargados de diversas áreas de la Municipalidad de Vicuña.

La aplicación de este instrumento pretende capturar información fidedigna y actualizada entregada a través de una autoevaluación comunal con el fin de aplicar medidas de gestión acordes al territorio local. El encargado de hacer una capacitación al respecto y guiar este proceso fue Raúl Garrido, funcionario de la ONEMI regional, encargado del área de gestión de riesgos de desastres quien agregó. “La finalidad es ver cuáles son sus falencias o en qué se puede fortalecer con respecto al área del riesgo de desastre en su comuna, (aunque) la verdad es que la Municipalidad de Vicuña siempre ha tenido una buena acción de prevención y respuesta ante emergencias, sin embargo esta herramienta es para realizar un diagnóstico y poder fortalecer justamente a los funcionarios en este aspecto”.

Las 4 dimensiones consideradas en esta encuesta fueron ordenamiento territorial; cambio climático y recursos naturales; condiciones socioeconómicas y demográficas y gobernanza. Claudio Mejias coordinador de protección civil y emergencias del municipio, detalló que en conjunto respondieron estas 41 preguntas. “Según lo que nosotros respondimos en la encuesta se van a hacer lineamientos y formas de trabajo y según lo que nosotros como municipalidad estamos mal nos van a mandar tips de cómo trabajar mejor o lo que tenemos que mejorar, y lo que está bien reforzarlo para tratar de salir delante de la mejor manera en catástrofes. Estos resultados se van a ONEMI central a Santiago y aproximadamente en un mes nos van a mandar la radiografía de cómo estamos como comuna”.