Manuel Rivera Azola y Andry Rivera Azola cursan 6to y 8vo básico respectivamente. Con una carretilla y una pequeña mesa, sus libros y cuadernos, se conectaban todos los días a sus clases on line desde una lomita del cerro.

Con conexión de banda ancha móvil de la empresa Wom Chile y kits fotovoltaicos para sus estudios, donados por la Seremi de Energía, cuentan los hermanos de Las Minillas, detrás del cerro Mamallluca, Andry y Manuel, cuya historia se hizo conocida hace aproximadamente una semana primero en medios de comunicación locales, luego regionales y nacionales. Una situación que viven cientos de estudiantes del país, y que necesita ser resuelta, y en la que la municipalidad de Vicuña comenzó las primeras gestiones.

Los hermanos Manuel Rivera Azola y Andry Rivera Azola cursan 6to y 8vo básico respectivamente. Con una carretilla y una pequeña mesa, sus libros y cuadernos, se conectaban todos los días a sus clases on line desde una lomita del cerro en el sector Las Minillas cerca de su majada, único lugar donde llegaba señal de internet, a partir de las 8:30 de la mañana para recibir sus clases desde la escuela José Abelardo Núñez de San Isidro.

Andry Rivera el mayor de los hermanos, dice sentirse muy feliz por este apoyo comentando que sus pares, le han hecho muchas preguntas,  “estoy contento por lo que nos regalaron para la señal, es mejor wom en cuanto a conexión (…) mis compañeros me han hablado que salgo en la tele, preguntan muchas cosas, cómo está para arriba, y ahora estoy más tranquilo”

La madre de los niños, Verónica Azola, quien compartió una foto en Facebook  que daba a conocer la forma en la que estudiaban sus hijos, jamás imaginó el revuelo mediático de esta imagen, que demuestra una realidad país, “se agradece mucho todo el cariño que nos han dado, no hay palabras para explicar lo que se siente, pero es una experiencia muy bonita que yo no pensé en vivirla, subí esa foto sin saber lo que iba a pasar, y ojala esto sirva para arreglar la situación de todos, porque hay muchos niños que pasan por lo mismo”.

Con estas realidades que se viven a lo largo de todo el país, que han quedado de manifiesto sobre todo en pandemia, y donde la conectividad en sectores rurales es de mala calidad, uno de los objetivos de esta empresa en particular ha sido acortar las brechas como señala  Valeria Andía, Gerente de Sostenibilidad de WOM, “nosotros como empresa hemos venido trabajando desde el año pasado fuertemente en un plan de equidad digital para ir acortando esta brecha entregando conectividad a familias, estudiantes, adultos mayores que necesitan de esta vía de comunicación para poder seguir trabajando, estudiando, y todo esto que hoy es tan útil”.

Otra de las dificultades con las que se han topado estos estudiantes, ha sido la carga eléctrica de celulares y computador, pues solo contaban con un cargador solar, o bien bajar a realizar esta carga al pueblo de Calingasta junto a sus padres. Para ello la Seremi de Energía de la región de Coquimbo se hizo presente donando dos kits fotovoltaicos, cada uno se compone de una mochila que contiene un panel solar plegable de 20 watts, con dos accesos USB para cubrir necesidades de comunicación e iluminación, ya que también permite la carga de una batería de gran duración para alimentar el celular, una radio y dos linternas. El otro aporte fue combustible para el generador eléctrico que se les había entregado con anterioridad, con  recarga semanal para poder mantener en uso el generador en las horas que sea necesario.

El Seremi de Energía Álvaro Herrera valoró el trabajo en conjunto que se ha realizado para resolver esta problemática,   “se hizo un trabajo mancomunado con algunas empresas del sector, que nos permiten llegar con colaboraciones importantes para resolver en conjunto, la problemática que se había levantado hace algunos días”.

El alcalde subrogante de Vicuña, Andrés Mundaca manifestó que era necesario encontrar soluciones a la brevedad para estos hermanos,  situación que se debe replicar a otros estudiantes de la comuna, de la región y del país en general, “esto les entrega la seguridad que van a poder tener estudiar el resto del año escolar con la conexión estable y segura que necesitan para poder cumplir sus labores de estudiantes, así que estamos contentos, pero hay mucho que hacer para que estos casos sean menores, y cada estudiante pueda tener acceso universal a internet”.

Juan Fuentes, seremi de Transportes y Telecomunicaciones de la región, manifestó que se están buscando soluciones globales de conectividad “como Subtel estamos trabajando en acortar esta brecha digital, y por esa razón que están entregados en ejecución, los proyectos de fibra óptica nacional, que significa una carretera digital, que va a unir a todas las comunas de la región, y de ahí se van a desprender los proyectos que llamamos de última milla, que son precisamente los que van a llegar a estas localidades apartadas”.   

La historia de estos hermanos ha sido muy comentada en los últimos días en todo el país y se ha viralizado, una realidad que ha servido para que las autoridades competentes, aceleren los procesos, para así lograr una mayor conexión en zonas apartadas.