Durante 2019 el establecimiento educacional unidocente tuvo enseñanza desde 2do a 6to básico.

La escuela unidocente Juan Pablo II de San Carlos culminó el año escolar con cuenta pública destinada a informar sobre los resultados académicos de las y los 14 estudiantes que integran el recinto educativo,  así como diplomas y regalos para ellos y ellas por sus logros.

 La profesora encargada de esta escuela desde hace 12 años es Jenni Rojas, comentó sobre esta actividad marcada por la presencia de padres y apoderados en una escuela que tuvo este 2019 desde los niveles 2do a 6to básico. “Como todos los años yo hago una cuenta pública donde doy a conocer a los apoderados toda la eficiencia interna, los resultados de los alumnos, y además todos los aportes que hemos recibido por la ley SEP, por FAEP y además de eso, se hace el evento de premiación en el cual todos los alumnos son premiados 1ero, 2do y 3er lugar y además con una característica especial sobre todo a los que se esfuerzan más en aprender” explico la docente.

Uno de los padres es Rodrigo Lizana, su hijo Clemente de 8 años estudia hace 2 años en la escuela de San Carlos, quien comenta que elegir este tipo de educación personalizada y con distintos niveles le genera confianza. “Me gusta mucho, no es por casualidad que él está en esta escuela, lo pensamos mucho con su mamá, dónde iba a estudiar, estudio un tiempo en Gualliguaica, y la verdad es que conocíamos la escuela desde antes y el sistema de educación unidocente nos gusta mucho, los niños de diferentes edades en el mismo salón, compartiendo diferentes inquietudes, es muy enriquecedor para él”.

Otro de los aspectos que se han destacado en este recinto educacional es la inclusión, pues ha integrado niños y niñas extranjeros. La apoderada Yubi Leal de nacionalidad venezolana tiene dos hijos estudiando en la escuela Juan Pablo II, para ella ha sido una gran experiencia, “nos acogieron bien acá, llegamos a la Villa Puclaro (…) ha sido una experiencia muy buena porque se han sentido como en casa, porque aparte de que es chica la escuela, están todos como en familia, como si fueran hermanos, primas, tías”.

El alcalde Rafael Vera estuvo presente en la entrega de diplomas y regalos, valorando el tipo de educación que se entrega en estos establecimientos. “Una escuela unidocente no es fácil por la heterogeneidad, no solamente la edad, sino de la formación, de tantas cosas, pero la verdad de quienes han estudiado educación, la verdad que tienen esa magia de poder tomar lo mejor de cada niño, de sacarle su potencial, de hacer las cosas bien para el desarrollo de ellos, pero si es verdad que yo trato de llegar a todas las escuelas, no siempre lo logro, pero hoy hemos llegado, hemos compartido con los apoderados y los niños y la verdad es que me siento orgulloso”, manifestó el jefe edilicio.

Por estos días las escuelas de la comuna están finalizando sus actividades con diversas fiestas para las y los estudiantes y haciendo balances educativos, para pronto iniciar el proceso de matrículas del año 2020.