La actividad de realizó en la cortina del embalse junto a sus hijos, familiares,
amigos, representantes de la JVRE y el alcalde de Vicuña.

Tal como don Renán Fuentealba Moena lo solicitó antes de fallecer, sus cenizas
fueron esparcidas en una de las obras emblemáticas de la cual fue parte muy
importante: el Embalse Puclaro, el que desde su inauguración lleva su nombre.

Esto se realizó en una intima ceremonia desarrollada en la cortina de este
embalse de la comuna de Vicuña, en la cual participaron familiares, amigos,
representantes de la Junta de Vigilancia del Río Elqui y el alcalde Rafael Vera
Castillo.

La primera autoridad de Vicuña recordó que el ex intendente de la región de
Coquimbo falleció a la edad de 104 años el 01 de octubre de 2021, dejando un
gran legado a la clase política en general, por su consecuencia y por las grandes
obras por las cuales luchó a lo largo de su vida. “Nos damos cuenta que este
embalse y la importancia que tiene después de 24 años desde que fue
concebido, esto demuestra el liderazgo y la claridad mental y la visión de
futuro que tenía don Renán Fuentealba, un hombre que quiso tanto esta
región que no nació en ella y se quedó en ella, un hombre que amó tanto a
este embalse que lo consideró su obra emblemática, que pidió que sus
cenizas fueran esparcidas en el embalse que le dedicó tantas horas de su
vida para poderlo lograr. Sin lugar a dudas es un hombre que deja marcada
la historia de nuestro país, claro de nuestra región, un hombre que no se irá
de nuestro corazón ni de nuestra mente, creo que jamás”.

Por su parte, su hijo Francisco Fuentealba Vildósola, estuvo presente junto a su
hermana Carmen. Al ser consultado sobre el legado de don Renán, destacó las
virtudes de su padre y la preocupación constante que tuvo por los agricultores, los
pequeños productores de la región, en particular por la sequia que ha afectado la
zona en las últimas décadas. “mi padre se sentía muy orgulloso de esta obra,
en la cual él puso todo su empeño. Estamos cumpliendo con un anhelo de
él, con un deseo que le pidió a sus hijos, como él quería ser incinerado y que
precisamente sus cenizas se esparcieran aquí en el Embalse Puclaro. Ya
quedaron acá y yo creo que mi padre debe estar viéndonos desde arriba muy
orgulloso de que hayamos podido cumplir con tan poco tiempo después de
su fallecimiento, este anhelo que él tenía y agradecerle por su intermedio a la
junta de vigilancia, al presidente y al directorio por habernos permitido
realizar esta ceremonia familiar, íntima con la gente que más lo quería”.

Mirtha Meléndez, amiga de la familia y ex seremi del MOP, trabajó siempre con
Renán Fuentealba, especialmente en la concreción del proyecto que para él era
un sueño; el Embalse Puclaro “creo que lo mejor de todo es que se cumplió un
gran deseo de él, dijo cuándo yo me muera mis cenizas quieren tiren en el
embalse Puclaro al aire. Hoy día se dio lo que él quería, el viento lo permitió,
se esparció las cenizas en todos los lugares del Puclaro y eso me llena de
satisfacción, así que muy contenta con esta ceremonia, tan emotiva, familiar,
como él quería”.

La Junta de Vigilancia del Río Elqui es en la actualidad la encargada de
administrar el embalse. Bruno Espinoza, primer director de la JVRE, agradeció en
la ceremonia todo el apoyo entregado a lo largo de los años por Renán Fuentealba
a los regantes del Elqui “don Renán absolutamente no pasó desapercibido,
hizo un tremendo desarrollo en el sentido hídrico en la zona, asegurando
veinticinco mil hectáreas de riesgo, eso es algo muy importante, sobre todo
nosotros los agricultores estamos siempre muy agradecidos de este tipo de
hechos muy relevantes. Es un tremendo honor que la familia de él nos haya
en cuenta para poder esparcir sus cenizas”.

El embalse Puclaro está situado sobre los antiguos pueblos de La Polvada, Punta
Azul y  Gualliguaica . Su construcción se inicia en agosto de 1996, y el 15 de
octubre de 1999 se inició el llenado del embalse, pese las pérdidas causadas por
los temporales de agosto de 1997, que alteraron el plan de construcción.

El 26 de noviembre de 1999, el Presidente Eduardo Frei Ruiz Tagle, designó al
«Embalse Puclaro» con el nombre  “Intendente Renán Fuentealba Moena», por ser
el principal impulsor y colaborador en la realización de la obra mencionada.