Se tiene estimado que esta es la institución deportiva no profesional más antigua de la región y también una a nivel nacional.  

Con la compañía de miembros del club, simpatizantes, autoridades y vecinos de San Isidro, el club deportivo de la localidad celebró sus 117 años de vida siendo uno de los clubes más antiguos de la región y el país, logrando en su más de siglo de vida un sinnúmero de trofeos.

Pese a que la localidad entera y gran parte del sector oriente de la comuna de Vicuña habrá quedado sin luz por un desperfecto eléctrico, las ganas de celebrar no cesaron y por ello con un generador se vivió la fiesta que permitió a simpatizantes hinchas y jugadores celebrar un año más de vida como detalló su presidente Boris Adaos. “Es un honor tener esta cantidad de años y con la idea de seguir creciendo sin que nunca muera el club, en estos momentos tuvimos muchos problemas, pero a pesar de la adversidad salimos adelante igual”.

Con lo que respecta a la elección de reyes, el cetro quedó en manos de Eliana Norero en calidad de reina y Darío Marín como rey, quien se refirió a cómo se vivió este premio. “Para nosotros nos tomó de sorpresa el ser elegidos en una elección popular por lo que estamos muy agradecidos de que la gente nos haya exigido y considerado como aporte por el club y cada año intentamos hacer algo bonito para que la gente se entretenga”.

La liga femenina también ha ido tomando fuerza en lo que ha sido la historia de este club, por ello Macarena Rojas, quien acompañó en la entrega de premios enfatizó que “es increíble porque la serie femenina de San Isidro se había perdido hace algunos años y hace 3 se retomó con mucha fuerza y han llegado chicas de diversos clubes para integrarse lo que muestra la valentía de cada una por mostrar lo que hacen”

El alcalde Rafael Vera, quien es socio hace años de la institución, también fue galardonado por el club y aprovechó de destacar lo que es esta institución en la comuna. “Muy contento por este club que ha marcado la historia deportiva y social de la comuna tengo entendido que este es uno de los clubes más antiguos de Chile y el más antiguo de la región y creemos que lo que ha hecho este club es tremendamente importante, yo me siento orgulloso también de haber recibido un reconocimiento por el afecto que de San Isidro me ha entregado y felicitar a los muchachos jóvenes que han tomado la dirección del equipo”.

De esta forma el longevo club sigue manteniendo viva la tradición de celebrar su aniversario con una gran fiesta, demostrando con ello que CD San Isidro es más que un club, es una verdadera familia.