La caminata fue convocada desde las agrupaciones en apoyo a las personas en situación de discapacidad y la oficina de discapacidad del municipio de Vicuña.

Una nueva instancia comunitaria se desarrolló el pasado viernes 10 en el centro de la ciudad, la Caminata Inclusiva reunió a madres, padres, amigos y asistente en general, todos movilizados bajo un objetivo en común, promover las demandas de las personas en situación de discapacidad (PeSD). La caminata inició por calle Gabriela Mistral, pasando por calle Condell y volviendo a la plaza por calle Chacabuco.

Actualmente las demandas de las agrupaciones y colectivos PeSD han apuntado al desarrollo de legislación que propicie una igualdad de condiciones de estas personas. La promulgación de la ley de Inclusión Laboral N° 21.015 y que mandata, entre otras directrices, la contratación del 1% de personas PeSD en empresas con más de 100 trabajadoras/res, significa un resguardo laboral pero evidentemente, no logra ser una medida necesaria para una real inclusión; frente a ello cientos de organizaciones a nivel nacional e internacional siguen movilizándose por generar espacios para cambios y visibilidad de la temática.

En el contexto de la comuna de Vicuña, el municipio trabaja a través de la Oficina de la Discapacidad, quienes organizando instancias como esta “Caminata Inclusiva” logran visibilizar la temática, Patricia Ortiz, encargada de dicha oficina comentó los logros de la actividad, “Esto es visibilizar, hoy día nos acompañaron también una agrupación desde la comuna de La Granja, quienes viajaron toda la noche, ellos poseen discapacidad visual y vienen a jugar Goal-Ball a propósito de su visita. Todos nosotros hemos luchado y levantado las demandas en pro de la discapacidad y las necesidades que tiene estas personas en la comuna”.

El alcalde de la comuna de Vicuña, Rafael Vera Castillo destacó la forma en cómo se organizó la instancia y en su alta participación, “Notable, primero porque tenemos vecinos que llegaron desde la comuna La granja a visitarnos y segundo, porque tenemos 5 organizaciones que hace algunos años no existían. Cuando la comunidad se pone de pie y apoya estas iniciativas y además nos enseña a cómo entender sus problemas. Tenemos que aprender a ver con sus ojos, ponernos en su lugar y poder identificar sus problemas”.

Otra asistente quien también comentó la actividad fue Karelia Molina, profesora y madre de un joven que tiene una condición del Trastorno del Espectro Autista (TEA), ella comentó agradecida la convocatoria de la instancia, “Es una caminata esperada durante mucho tiempo, así como su nombre lo dice busca y persigue la inclusión, estaban nuestros amigos de agrupaciones no videntes, las escuelas de verano y nuestra nueva agrupación que es “Mundo Azul Valle de Elqui”, una agrupación TEA, así que todos muy felices y contentos”.

 La comunidad completa se hizo partícipe de esta caminata, generado preguntas y resolviendo algunas respuestas con los vecinos y locatarios que se acercaron curiosos a ver la caminata, la oficina de la discapacidad y las agrupaciones afín lograron el objetivo, visibilizar e informar.