Idea que ha sido planteada a los municipios, para que puedan readaptar sus plazas y áreas verdes con especies nativas de bajo mantenimiento.

Para hacer frente a la grave sequía que atraviesa el país, desde el Laboratorio Vegetal de Viña del Mar, estudiaron y desarrollaron una fórmula que replica la naturaleza nativa de dicha zona, con especies que requieran de un bajo mantenimiento.

Es así que los científicos plantean esta idea a los municipios y que estos puedan replicarla, readaptando sus plazas y áreas verdes, adaptándose así al cambio climático y la escasez hídrica, a través del concepto “paisajismo sustentable”.

 En la comuna de Vicuña, se está trabajando en un plan estructural de “eficiencia hídrica”, que contempla el mejoramiento de las plazas del territorio elquino, el que está siendo desarrollado por la Secretaría Comunal de Planificación (SECPLAN) del municipio.

Tal como lo señala el alcalde de la comuna de Vicuña, Rafael Vera Castillo “nosotros teníamos un plan estructural del mejoramiento de las plazas de nuestra comuna y ahí hay 4 plazas emblemáticas que han recibido un mejoramiento integral, varias de estas las hemos ido modificando para generar plazas que tienen arbustos que utilizan poca agua y fundamentalmente utilizar otras herramientas que no sean el pasto para poderlas decorar y hermosear. Entendemos la necesidad del agua y es por eso que hemos focalizado la atención en poderlas mejorar, pero que ojalá se utilice la menor cantidad de agua posible”.

En la misma línea, Eduardo Fuentealba, secretario comunal de planificación del municipio de Vicuña, entrega más detalles “ir disminuyendo paulatinamente la superficie de césped  que consume una cantidad importante de recurso hídrico y poder reemplazarla con especies que tengan un bajo requerimiento de agua, a través del uso de suculentas, algunas cactáceas que permitan junto con elementos de paisajismo empezar a recrear nuevos ambientes, sin perder con ello la belleza y armonía que requiere un lugar de distracción como lo son las áreas verdes”.

Este método desarrollado por el laboratorio vegetal, permitiría a las municipalidades ahorrar recursos, debido a la escasa mantención que necesitan estas especies nativas para desarrollarse, ya que no deben podarse ni regarse.

En este sentido, Lorena Acevedo, arquitecta de SECPLAN, describe parte del trabajo que se ha desarrollado hasta ahora y las especies e implementos que se han utilizado para los diversos proyectos “estamos desarrollando plazas con paisajismo seco, esto quiere decir vegetación con bajo consumo hídrico, texturas de piso como piedras de la zona, maicillo, gravilla, conchuela, etc. Algunas especies que utilizamos son pennisetum, algunos tipos de suculentas y especies de cactus. Las plazas que hemos remodelado, que hemos implementado este tipo de vegetación, son plazas que por lo general en un momento solo tenían césped y en algunas partes hemos desarrollado este tipo de diseño de vegetación, utilizamos también los cubre suelos y que responde muy bien a este tipo de clima”.